martes, 12 de febrero de 2019

Podcasts de fotografía

Es muy, pero que muy, probable que en algún momento hayas recurrido a videos de youtube para aprender una técnica o para ver cómo trabaja un determinado fotógrafo en un tema concreto. La formación es algo fundamental en todos los trabajos, en las aficiones y en la vida en general... Pero no siempre tenemos que tener algo concreto que queramos hacer para buscar formación adecuada. Lo bueno es marcarse un ritmo de aprendizaje, e ir aprendiendo cosas nuevas con ese ritmo.

Una buena manera de aprender más sobre fotografía, y que además puedes hacer mientras haces otra cosas, es escuchar podcasts. Es muy posible que ya escuches algunos de otras materias, porque es un elemento en alza en nuestros teléfonos móviles. Por mi parte tengo una lista de podcasts que escucho con cierta regularidad mientras que voy en el coche. Normalmente son mas interesantes que lo que hay en la radio...

Este tipo de consumo audiovisual (digo audiovisual porque algunos de ellos se pueden seguir por youtube) permite seleccionar qué episodios escuchas y cuales no, en función del tema principal. Por mi parte, soy de los que "se come todo lo que le echen", porque creo que, en ese proceso de aprendizaje, siempre puedes sacar una idea de un tema que, en inicio, no te entusiasmaba. Además, da un poco igual que el podcast este vivo ahora o que el lider del mismo se haya tomado "un tiempo sabático". Los contenidos siguen ahí y puedes oírlos sin problemas. Si al final sirven para fomentar un poco la creatividad, son buenos.

De la lista de podcast que he escuchado en alguna ocasión, no todos han tenido la misma continuidad para mi. De hecho, algunos hace tiempo que no los oigo, mientras que otros me parecen mucho más interesantes; sin embargo, eso no significa que no os puedan servir a vosotros/as... Aquí os dejo una lista con los títulos y las descripciones que hacen sus propios autores (en cursiva) de aquellos que más me gustan. Estoy seguro que puedes encontrar más a poco que rasques un pelín en la red.

Mis podcasts favoritos

  • Distancia Hiperfocal: Liderado por Rafa Irusta con el acompañamiento Sandra Vallaure. Distancia Hiperfocal es un podcast para aprender y disfrutar de la Fotografía de Paisaje, además de mejorar las fotos de tus viajes.
  • F/2.2: Liderado por Mauro Fuentes, tiene cerca de 50 episodios publicados. En estos momentos su actividad es intermitente. Ésta es la descripción que Mauro hace del mismo: f2.2 es un podcast presentado por Mauro A. Fuentes, autor de fotomaf. La tortilla con cebolla del contenido fotográfico, un magazine periódico para estar al día de lo que no hay que perderse en el panorama fotográfico. En cada edición repasaremos las últimas novedades de las marcas, las exposiciones más interesantes y los libros que no puedes dejar de ver. Para finalizar tendremos un invitado que será entrevistado tratando de dar a conocer todas las corrientes y tipos de perfiles en el mundo de la fotografía en España. Podcast de la Red Podcasts Fotógrafo Nocturno.
  • Destino Sifakka: Liderado por Sandra Vallaure, lleva sin emitir episodios nuevos desde mediados del 18. Sin embargo, los 71 publicados son muy interesantes. un podcast sobre fotografía y viajes en el aprenderás técnicas, conceptos y trucos en cada episodio.
  • Fotógrafo nocturno: Presentado por Mario Rubio y David Gámez. El podcast de la fotografía nocturna y light painting en lengua española. Vas a aprender y, lo mejor, riéndote y pasándolo bien. Fotógrafo Nocturno tiene una red de podcasts asociada que te puede resultar interesante.

martes, 5 de febrero de 2019

Entre pinceles y flashes

Hay pocas cosas que me dan más envidia sana que el trabajo bien hecho.

Uno de esos trabajos bien hechos es el proyecto que ha tenido entretenidos durante unos cuantos meses a la gente del club de fotografía de Alcalá de Henares. ¿Qué han hecho? pues "simplemente" recrear 12 obras maestras de la pintura en fotografías. Y para eso han liado a fotógrafos, modelos, estilistas, etc... El proyecto tiene (de momento y que yo sepa) dos partes: un calendario con las 12 fotos y una exposición, aunque no me extrañaría que hubiera más productos del proyecto.

La exposición, que os recomiendo ver si os pasáis por Alcalá de Henares, está en una de las mejores salas de la ciudad: la Sala Kioto del Antiguo Hospital Santa Mª la Rica, al lado de la Magistral (la Catedral de Alcalá, junto con la de Lovaina, son las dos únicas Magistrales del mundo, porque todos sus canónigos debían ser doctores en Teología -no se si hoy lo siguen siendo-). Podéis verla hasta el 3 de marzo en el horario de apertura del edificio: martes a sábado de 11:00 a 14:00 y de 17:00 a 20:00 h y domingos de 11:00 a 14:00 h. Aquí os dejo una vista general y un detalle de las paredes de la sala:

El recorrido empieza en Caravaggio, con su "Sacrificio de Isaac", de principios del S. XVII, y termina con un cuadro de Michael Carson, de 2016. Debo decir que me han gustado todas las fotos, pero de manera especial la versión de las "Meninas" que ha hecho Carlos Galindo, y la de "Automat" de Hopper, interpretada excelentemente (como casi todo lo que hace) por Natalia Garcés. La gracia de la foto de Natalia es que no conocía el cuadro, pero según la he visto, he dicho "uno de Hopper". La realización es magnífica.

Cada una de las obras tiene a su lado una explicación, con la imagen del cuadro original y algunas tomas del making of. Como ejemplo, merece la pena dejaros una tercera interpretación, en este caso de "Julia en granate" de Ramón Casas, en la visión de Moisés Fernandez Álvarez

Para terminar, os dejo con la lista de todos los participantes para que veáis el volumen de personas involucradas en el proyecto. Enhorabuena a tod@s!

martes, 29 de enero de 2019

La necesidad de perseverar

Reconozco que no soy mucho de ir al gimnasio... Sin embargo, eso no quiere decir que no tenga claro que, si quiero adelgazar y estar en mejor forma física, lo mejor es hacer una serie de ejercicios que se repitan con cierta frecuencia. A los niños pequeños se les enseña a sumar por "inundación": se les hace realizar un montón de sumas, repitiendo el proceso una y otra vez, hasta que lo automatizamos en nuestra cabeza. Cuando un músico quiere aprender una nueva melodía, le ejercita decenas, quizá cientos, de veces, hasta que la domina por completo. Pues bien, esa repetición es buena siempre que queramos aprender algo nuevo: repetir, repetir, repetir... esa es la clave el éxito.

¿Y qué tiene que ver esto en un blog de fotografía? Pues tiene que ver con la perseverancia en una técnica o en una temática. Tiene que ver con que para aprender a dominar la técnica y el lenguaje fotográfico, ademas de ver mucha fotografía, hay que hacer mucha fotografía. Y conseguimos llegar más lejos si nos centramos en un problema cada vez y tratamos de mejorar cómo lo abordamos. Como ejemplo, os voy a poner mis tres últimos "procesos de aprendizaje".

Durante el curso 2016/17 me planté ejercitarme en fotografiar paisajes. Era algo que no había hecho nunca o casi nunca. Si había fotografiado un paisaje no había dejado de ser una fotografía de lo que veía, pero sin más. Comencé a leer y a trabajar el tema el verano del 16 y en los concursos sociales de la Agrupación Fotográfica de Guadalajara me planteé entregar sólo paisajes. Teniendo en cuenta que los temas eran muy diversos, os aseguro que no siempre fue fácil. Por poner un ejemplo, el tema final era "la vida del hombre" narrada en una serie de tres fotografías. Ponerte retos te hace ser más creativo, y creo que salvé ese año con bastante dignidad (aunque, por supuesto, no pretendía ganar nada en esos concursos). Estas son esas tres fotografías:

Os aseguro que no fue fácil elegir el lugar y repetirlo varias veces en diferentes momentos, pero siempre desde el mismo sitio, para mostrar "la vida del hombre" en un paisaje. Una cosa que ejercité de manera absoluta fue la paciencia... Todo este proceso me fue especialmente útil en mis vacaciones de verano en Islandia. No fue premeditado, pero si te estás planteando ir en algún momento a un lugar así, conviene que practiques antes, y mucho...

El segundo "proceso de aprendizaje" fue durante el curso siguiente, nuevamente utilicé los concursos sociales de la AFGU para plantearme un nuevo reto. Algo que no domino bien: los retratos. Y en 12 ocasiones tuve que enfrentarme a fotografiar a personas más o menos dirigidas. Y también aprendí mucho. Los primeros son sensiblemente peores que los últimos... No estoy descontento con ninguno, pero se nota el aprendizaje. Este es mi propuesta para el tema "impresionismo":

El tercero lo habéis ido sufriendo durante todo el 2018. En el proyecto 52 palabras /52 semanas me planteé hacer bodegones de tamaño reducido. Algunos podrían considerarse macros. Nada podía exceder los 30-35 centímetros de una caja de luz que he usado como centro del proyecto durante todo el año. En este caso estoy especialmente contento, ya que he aprendido o he profundizado en muchas cosas: apilamiento de capas, composición, iluminación... y sobre todo, creatividad. Como ejemplo, esta fue mi propuesta para la palabra "cielos".

Como moraleja de todo este rollo: si queréis aprender fotografía de verdad, plantearos una meta a largo plazo (un año está bien), y perseverar en ella hasta que la dominéis. Al final, os aseguro que merece la pena.

martes, 22 de enero de 2019

Apps para fotografía (I): Magic Viewfinder

En mi día a día como fotógrafo uso unas cuantas Apps en mi iPhone. Algunas son muy simples de utilizar y sirven para algo muy concreto (como esta que os traigo hoy), y otras son mas complejas e incluso se imparten cursos de un fin de semana entero para aprender a utilizarlas, como Photopills, de la que os hablare otro día.

Hoy quiero hablaros de Magic ViewFinder. Es posible que a muchos de vosotros no os sea de gran utilidad, sobre todo si lleváis un zoom de esos que se llaman "todoterreno", pero para los que utilizamos focales fijas, os aseguro que es útil. ¿Qué es lo que hace? pues simplemente te permite ver en la pantalla del teléfono qué es lo que va a salir encuadrado en la cámara si utilizas una focal concreta.

Cuatro imágenes de Magic ViewFinder a 23, 35, 56 y 80mm

En realidad, cuando utilizas sólo focales fijas, te terminas acostumbrando a ellas y sabes lo que va a salir en el encuadre con bastante precisión. Lo anterior es cierto, sobre todo en entornos controlados. Por ejemplo, yo tengo bastante claro qué es lo que veo a través de un 23mm en mi Fuji cuando voy por una calle. El ojo termina por entrenarse y tener claras las dimensiones del encuadre. Por otro lado, cuando viajo suelo llevar sólo un objetivo, o como mucho dos, lo que simplifica mucho las decisiones: casi siempre llevo el 23mm y si puedo llevar otro, elijo entre el 14mm y el 56m, en función de si voy a captar más paisajes (me da igual que sean naturales o urbanos) o si me voy a centrar en personas. El 35mm queda sólo para cuando no me voy a poder acercar suficiente a los elementos a fotografiar, y el 23mm sería demasiado. Por su parte, el 8mm (ojo de pez) sólo lo uso para fotografías muy concretas y el 80mm (macro) solo lo saco de casa para fotografiar naturaleza.

Como os decía, normalmente sé lo que voy a ver con cada uno de ellos. Sin embargo, hay situaciones en las que ese proceso es un poco más difícil. A mí, por ejemplo, me cuesta mucho saber qué se ve a través de cada objetivo cuando voy a fotografiar paisajes. Y lo malo es que cuando voy a fotografiar paisajes suelo llevarme todo el equipo...

En esas circunstancias Magic Viewfinder es una buena opción. Una vez decidida la localización puedo ver las diferencias entre encuadrar con un 14mm o un 23mm, o acercarme con un 56mm o el 80mm a un detalle más concreto. Como os decía al principio, quienes uséis zooms no tenéis este problema. En todo caso, sobre el tema de los objetivos zoom y los objetivos fijos escribí ya un post en 2014, del que me reafirmo por completo. No solo eso, sino que la Canon 7D y el 24-105mm de los que hablo han sido "heredados" por mi sobrina, que le saca mucho más partido que yo :). En todo caso, hay veces que estás en un determinado lugar sin la cámara, y te apetece guardar una localización. Esta app te permite hacerlo (te guarda la posición en la que estás) y te permite recordar las focales que te han parecido mas adecuadas para cada encuadre. Al final, cuando vuelves con la cámara ganas tiempo...

Volviendo a la aplicación, la podéis encontrar adaptada para varios modelos de cámaras: Canon, Nikon, Sony y las cuatro tercios. No hay version para Fuji, pero dado que usa sensores Sony, puedes usar su App y seleccionar una cámara APS-C. La App te permite seleccionar la focal y puedes ver, a la vez, el encuadre completo y lo que quedaría en un formato 16:9 o 4:3. A mi me resulta muy util porque cuando pienso en fotos para concursos o para hacer un video fotográfico pienso en 16:9... Además puedes ponerle una guías en los tercios o en la relación áurea, por si te son útiles esas cosas. Adicionalmente te dice cual es la profundidad de campo en función de la distancia de enfoque, aunque para eso hay otras apps que funcionan mucho mejor y de las que os hablaré otro día.

Para terminar os dejo el enlace a la app para Sony tanto en iOS como en Android. Espero que os sea útil.

martes, 15 de enero de 2019

Nueva colección de fotografías reposadas: Viajes y Street - Lima

Acabo de publicar en www.fotografía reposada.com un conjunto de fotografías de viaje de Lima (Perú). El viaje a Lima fue de esos que me permiten extender un día la estancia (para los mal pensados yo me pago esa noche extra de hotel, y ademas el viaje suele salir más barato) y dedicarlo a recorrer la ciudad. Cuando he estado editando la colección de fotos para decidir qué enseñar y qué no, he vuelto a comprobar que casi nunca hago una foto a la primera. De hecho, si pudierais ver todas las fotografías que hice veríais que casi todas las fotos seleccionadas tienen unas cuantas "hermanas" hechas antes o después. Como en la mayoría salen personas, mientras que no se enfaden conmigo, espero a que estén como quiero que salgan.

Otra cosas que podéis ver es que he decidido revelarlas en blanco y negro. En realidad, cuando hago una fotografía realmente pensada, antes de disparar ya me imagino cómo quiero que sea el resultado final, y eso incluye si debe ser en color o en blanco y negro. Cuando viajo hago una excepción. Pienso menos en ese resultado final y dejo que sea la selección de fotografías la que me diga cómo deben revelarse. En este caso, como digo, ha ganado el monocromo.

Además de este conjunto de fotografías, he incorporado algunas a las colecciones de Arquitectura y Líneas, que son dos de los proyectos abiertos que tengo en la cabeza de manera permanente. También he reservado una que no se puede publicar en blanco y negro para cuando abra una serie de "Ventanas" dentro de Paisaje Urbano y Arquitectura. De momento os la dejo aquí: